Los consumidores que tienen una experiencia de compra excepcional vuelven. Por eso los promotores deben tener claro de qué forma que desean que se vean sus tiendas y asegurarse de que pueden plasmar y validar dicha visión. Algo que se tiene mucho en cuenta es el merchandising visual para definir cuál es la mezcla de productos perfecta y cuál es la mejor manera de mostrarla para mejorar la imagen pública de la marca para cada tienda y clasificación. El objetivo es ofrecer un momento de sorpresa y una experiencia de compra única que aumente al máximo las ventas y se vea reflejada en los ingresos brutos.

My Store es una Industry Solution Experience de Dassault Systèmes para minoristas de bienes de consumo y marcas que buscan ofrecer a sus clientes una experiencia más cautivadora y rentable. Aprovechar la potencia de la visualización 3D, incluso con imágenes 2D o croquis, para el merchandising virtual, la planificación de surtidos y la validación. Las opciones de productos pueden sincronizarse para el diseño y desarrollo. Los diseñadores, distribuidores, directores de espacio y categoría, y los equipos de las tiendas pueden colaborar en tiempo real para revisar, iterar y validar las diferentes opciones de surtido y colocación de productos, accesorios y cartelería e incluso moverse en primera persona a través de la perspectiva del cliente. Los surtidos visuales se superponen con las métricas de negocio potentes en torno a los precios, márgenes, colores o mezcla de materiales. Los planogramas se generan automáticamente para proporcionar una orientación clara a los equipos de las tiendas. Las auditorías móviles proporcionan el soporte al cumplimiento del sector y recopilan los comentarios. El resultado es una implementación mejor, más rápida y más precisa de la visión comercial y la obtención de tiendas más cautivadoras y rentables.

Principales ventajas

  • Decisiones con la información adecuada para una planificación de surtidos y un merchandising visual eficientes.
  • Definición de un uso del espacio inteligente y regido por las ventas, a la par que atractivo.
  • Supresión de la necesidad de esperar por una amplia gama de muestras físicas para probar las opciones de tienda.
  • Contacto con los consumidores, además de recopilación y posibilidad de compartir comentarios mediante experiencias virtuales de compra.
  • Captura del rendimiento comercial en tiempo real con visibilidad de 360º.

El surtido es ahora aún más lógico: nos lo dice todo. Y gracias a ello la experiencia del cliente es mucho mejor

Laurent Thoumine Vicepresidente de la Cadena de Suministro, celio*